GÉNERO ÉPICO

Material para el Docente [-- LEER MÁS... --]
Es el género en el cual el autor da prioridad a los temas que se encuentran fuera de él; por ello, expresa la belleza objetiva. Los motivos son diversos, pero tienen un denominador común; cantar hechos de suma importancia para su pueblo.

a. LA EPOPEYA:
Poema épico muy extenso que narra hechos legendarios o históricos, de gran importancia para un pueblo o nación. Se suele centrar en la historia de un individuo concreto, y con frecuencia aparecen en ella elementos sobrenaturales.
Ejemplo:
- “La iliada” y “La odisea” de Homero.
- “El ramayana”, “El mahabharata”
- “El paraíso perdido” de Milton, “Jerusalén libertada” de Tasso y “La divina comedia” de Dante A.

CANTO I
LOS DIOSES DECIDEN EN ASAMBLEA
EL RETORNO DE ODISEO
Cuéntame, Musa, la historia del hombre de muchos senderos,
que anduvo errante muy mucho después de Troya sagrada asolar;
vió muchas ciudades de hombres y conoció su talante,
y dolores sufrió sin cuento en el mar tratando
de asegurar la vida y el retorno de sus compañeros.
Mas no consiguió salvarlos, con mucho quererlo,
pues de su propia insensatez sucumbieron víctimas,
¡locas! de Hiperión Helios las vacas comieron,
y en tal punto acabó para ellos el día del retorno.
Diosa, hija de Zeus, también a nosotros,
cuéntanos algún pasaje de estos sucesos.

b. EL CANTAR DE GESTA:
Poema medieval dedicado a la exaltación de un héroe. Los cantares de gesta eran difundidos por los juglares, artistas que durante la edad media se dedicaban a recorrer los pueblos recitando, cantando o realizando acrobacias.
Las acciones realizadas por Rodrigo Díaz de Vivar en el “Poema del Mío Cid” (España), los hechos relatados en “La Chanson de Roland” (Francia), la pujanza de Sigfrido en los “Nibelungos”.

POEMA DE MIO CID
CANTAR PRIMERO
DESTIERRO DEL CID: 1
El Cid convoca a sus vasallos; Éstos se destierran con él.  -Adiós del Cid a Vivar
Por sus ojos mío Cid va tristemente llorando ;
volvía atrás la cabeza y se quedaba mirándolos.
Miró las puertas abiertas, los postigos sin candados,
las alcándaras  vacías, sin pellizones ni mantos,
sin los halcones de caza ni los azores mudados.
Suspiró entonces mío Cid, de pesadumbre cargado,
y comenzó a hablar así, justamente mesurado:
«¡Loado seas, Señor, Padre que estás en lo alto!
Todo esto me han urdido mis enemigos malvados.»

c. LOS POEMAS ÉPICOS:
Toman como modelas, en forma y contenido a las antiguas epopeyas; con la salvedad de que son menos extraordinarias, menos extensos y más cultos.
Surgieron después de la época renacentista; adquiriendo direcciones: históricas, caballerescas, fabulosas, burlescas y religiosas.
Entre los poemas más importantes tenemos: “La araucana” de Alonso de Ercilla y Zuñiga; “La dragontea” de Lope de Vega, etc.

LA ARAUCANA
DON ALONSO DE ERCILLA Y ZÚÑIGA
CANTO PRIMERO
EL CUAL DECLARA EL ASIENTO Y DESCRIPCIÓN DE LA PROVINCIA DE CHILE Y ESTADO DE ARAUCO, CON LAS COSTUMBRES Y MODOS DE GUERRA QUE LOS NATURALES TIENEN; Y ASIMISMO TRATA EN SUMA LA ENTRADA Y CONQUISTA QUE LOS ESPAÑOLES HICIERON HASTA QUE ARAUCO SE COMENZÓ A REBELAR.
No las damas, amor, no gentilezas
de caballeros canto enamorados,
ni las muestras, regalos y ternezas
de amorosos efectos y cuidados;
mas el valor, los hechos, las proezas
de aquellos españoles esforzados,
que a la cerviz de Arauco no domada
pusieron duro yugo por la espada.
Cosas diré también harto notables
de gente que a ningún rey obedecen,
temerarias empresas memorables
que celebrarse con razón merecen,
raras industrias, términos loables
que más los españoles engrandecen
pues no es el vencedor más estimado
de aquello en que el vencido es reputado.

d. EL ROMANCE:
Composición breve surgida de los cantares de gesta (posiblemente se trate de un fragmento de estos), aunque posteriormente adquirió personalidad propia y su temática se hizo muy variada.

Romance de la luna, luna
La luna vino a la fragua
con su polizón de nardos.
El niño la mira, mira.
El niño la está mirando.
En el aire conmovido
mueve la luna sus brazos
y enseña, lúbrica y pura,
sus senos de duro estaño.
—Huye luna, luna, luna.
Si vinieran los gitanos,
harían con tu corazón
collares y anillos blancos.
collares y anillos blancos.
—Niño, déjame que baile.
Cuando vengan los gitanos,
te encontrarán sobre el yunque
con los ojillos cerrados.
—Huye, luna, luna, luna,
que ya siento los caballos.
—Niño, déjame, no pises
mi blancor almidonado

ÍNDICE DE TEMAS DE COMUNICACIÓN           [-- IR AL ÍNDICE... --]

Search

Síguenos en Facebook

Suscríbete

Ingresa tu correo electrónico para recibir todas las publicaciones:

Con tecnología de Blogger.

Visitas a "Te comunico más"